Cable a tierra

La televisión local siempre le fue esquiva a la exhibición de cine latinoamericano en general, y de cine argentino en particular. Sin embargo, en este último tiempo las señales panregionales de televisión prepaga, cuyo poder de penetración es cada vez mayor en nuestro país, empezaron a abrir sus paquetes a la producción de esta parte del mundo.

A ningún lector asiduo de esta revista le resultará ajeno el problema de exhibición que suele tener el cine argentino. De hecho, hoy por hoy las posibilidades de producción se cuentan por docenas, y, además de los más de 100 títulos que se estrenan en alguna de las salas o espacios alternativos en el país, hay otras tantas películas realizadas de forma totalmente independiente que pululan por la red y otros medios.

Pero la televisión parece ser el último (y más complicado) bastión por conquistar. Cualquiera que haga un poco de zapping por la televisión abierta sabe que la tendrá muy difícil para encontrar cine argentino en algún momento de su programación. Mientras tanto, el artículo 67 de la llamada Ley de Medios, destinado a cambiar esa suerte, sigue sin cumplirse. Y lo mismo sucede en otros países del continente: algo de espacio para las producciones locales, y el resto de América Latina es ignorada casi por completo.

Frente a esta situación, tampoco se puede decir que los canales de cable (cuyo poder de penetración en Argentina, a pesar de la “amenaza” y el crecimiento de plataformas como Netflix, es cada vez mayor: 8 de cada 10 hogares, en total 10 millones de habitantes, cuentan con alguna sistema de TV por suscripción) sean demasiado abiertos a la producción local. Después de todo, se estrenan en salas de cine (por lo general, espacios INCAA) casi cincuenta documentales de producción nacional, pero casi ninguno de esos títulos tienen sobrevida en pantallas afines a esos contenidos, como Encuentro o la Televisión Pública.

Dentro del país, Volver e INCAA TV son señales casi exclusivas para el cine argentino, aunque el primero dejó de estrenar títulos con la asiduidad que lo caracterizaba en los primeros años. INCAA TV, por su parte, viene lanzando de cuatro a ocho títulos estreno por mes, incluyendo remasterizaciones de filmes clásicos o de mediados del siglo XX. 

(Fragmento de la nota publicada en la HC de este mes, disponible en todos los kioscos).