youtube.AR

El lanzamiento de la versión local de la plataforma de videos ya es realidad. Cómo incidirá sobre usuarios, marcas y productores de contenidos.

Plegándose a un privilegio que dentro de América Latina sólo ostentaba México, ahora Argentina también se cuenta entre los 25 países con una versión local de Youtube. Si bien el sentido de este tipo de portales es convertirse en una herramienta básica a escala global, la iniciativa de asentarse en mercados puntuales con versiones customizadas apunta a enriquecer la experiencia para todos los involucrados: los que consumen videos, los que producen esos contenidos y las marcas que pautan publicidad en el sitio. Para los primeros, el cambio está a la vista: al acceder al sistema desde Argentina –sin necesidad de registrarse, ya que el propio sistema reconoce el IP de la máquina-, los videos sugeridos desde la home y los resultados de las búsquedas darán prioridad a los videos subidos localmente. Para productoras, canales de TV o incluso videastas amateur, se multiplican las opciones para exhibir sus materiales y se hace fuerte la posibilidad de acceder a formas de comercialización y compartir ganancias con Youtube según la popularidad que consigan los videos en el portal. Con el mismo afán de dar valor a las obras alojadas en el sitio, los delegados de Youtube en Argentina (es decir, Google Argentina) llegaron a un acuerdo con SADAIC para que las piezas protegidas con derechos de autor generen algún tipo de beneficio para sus creadores cada vez que son reproducidas. Y finalmente, al haber más información circulando sobre quiénes y cómo utilizan la herramienta en el plano local, los sponsors pueden colocar sus avisos de forma mucho más segmentada. Hasta aquí, las intenciones, los anuncios y la puesta en marcha del proyecto. Lo que sigue es observar el modo en que los usuarios empiezan a utilizar las nuevas posibilidades y de qué manera se cumplen los acuerdos entre el portal, los productores de contenido y las entidades que regulan los derechos de autor. En algunos meses recién se podrá evaluar los resultados de este paquete de innovaciones aplicadas a un mundo como el online que, en general, no es muy amigo de las regulaciones. 


Enviar un comentario nuevo